.

MONJA EN EL OMNIBÚS


Sucede a veces que uno encuentra un poema, o el poema le encuentra a uno, que nunca se sabe, y este poema le causa una profunda impresión. Es este el caso de esta monja en el autobús de Juan Gelman, el poeta argentino fallecido en México el pasado año. Fijaros cuanto se puede decir, insinuar en pocas palabras, és la magia de los grandes poetas, esta capacidad de comunicar des de la brevedad. del ahorro de palabras, aquí ni sobran ni faltan, en este poema están las palabras justas.

"Juan Gelman (Buenos Aires, 3 de mayo de 1930 - México, D. F., 14 de enero de 2014) fue un prestigioso poeta argentino. Escritor desde su niñez, se desempeñó como periodista, traductor, y militante en organizaciones guerrilleras. Exiliado durante la dictadura militar iniciada en 1976, retornó a la Argentina en 1988 aunque se radicó en México. Buena parte de su vida y obra literaria se vieron signadas por el secuestro y desaparición de sus hijos y la búsqueda de su nieta nacida en cautiverio. Fue el cuarto argentino galardonado con el Premio Miguel de Cervantes, luego de Jorge Luis Borges, Ernesto Sabato y Adolfo Bioy Casares. Se lo considera uno de los grandes poetas contemporáneos de habla hispana, y un «expresionista del dolor». A su muerte, la Presidencia de la Nación Argentina decretó tres días de duelo nacional."














Entre hombres y paquetes, diarios envejecidos, 
caras secas, sudores, mejillas con rencor, 
envuelta en el silencio de su capucha pálida 
la novia de dios viaja con Cristo 
sobre los pechos que a nadie dieron de comer.

"Monja en el omnibús", de Juan Gelman
en Velorio del solo, 1961

No hay comentarios:

Publicar un comentario

dejad vuestro comentario: