Header Ads

CORNUDOS Y APALEADOS


La crisis de los bancos que siguió al estallido de la burbuja inmobiliaria fue una enorme oportunidad perdida para la sociedad. Nos hicieron tragar la gran mentira del las "entidades sistémicas", que no podían quebrar. Nadie nos explicó nunca porque un banco es "sistémico" y una gran industria que cierra y deja cientos de familias en la calle no es "sistémica".

Hemos volcado miles de millones de dinero público que deberán devolver a nuestros hijos y nietos con sus impuestos, para rescatar unas entidades que luego se transfirieron a otros bancos, bien limpias, por precios simbólicos que en algunos casos fue directamente un insulto a los contribuyentes. Sólo un par de ejemplos: La Caja se quedó con el Banco de Valencia por un euro. El BBVA se quedó con Unnim por 1 euro.

Nadie tuvo la ocurrencia de dar las ayudas multimillonarias a cambio de los pisos que los bancos se quedaron de promotoras y familias que tuvieron que elegir entre pagar la hipoteca y comida. Se podría haber construido un gran parque público de viviendas de alquiler, como en otros países de Europa donde esta manía de ser propietario no existe.

Pues no. Todo para los bancos. Las ayudas públicas y los pisos. Y los llamados activos tóxicos, en lugar de transferirlos a los ayuntamientos para destinarlos a alquiler social, se agruparon en el FROB, más conocido como banco malo. No sabemos que hace el banco malo. Lo que sí sabemos es que en 2015, sus cinco máximos directivos cobraron 693.900 euros de retribución.

Mientras tanto, la Generalitat y algunos ayuntamientos ejercen el derecho de tanteo para comprar pisos provenientes de ejecuciones hipotecarias, y llegamos al despropósito máximo: los bancos tapan sus agujeros con dinero público a cambio de nada, se quedan con los pisos que podrían haber cedido a cambio de las ayudas, y -la guinda del pastel- los revenden a la administración y vuelven a ingresar dinero público!

Es como duplicar la ayuda pública a los bancos. Nuestros hijos y nietos nos lo recriminarán amargamente cuando los libros de historia expliquen el rescate de los bancos y el estallido de la burbuja. 

La parte subrayada en negrita es la que me interesa. Resulta que los bancos venden algunos pisos a bajo precio para quitárselos de encima y no tener que pagar por tenerlos cerrados; si usted compra un piso barato en un Banco, y comienza a hacer obras de rehabilitación, o sea que cree que ha encontrado una ganga, le puede pasar que la Generalitat de Catalunya ejerza el derecho de tanteo y le diga que se lo queda, y usted se queda compuesto y sin piso, un piso del que la Generalitat le RETORNARÁ LOS EUROS que usted haya abonado al Banco que se lo ha vendido; lo que habría que saber o preguntarse, es cuando devolverá la Generalidad el dinero que usted ha pagado contante sonante.
En principio la Generalidad se los queda para vivienda pública, pero vete tú a saber en manos de quién acabaran estas viviendas, unos hechos que demuestran por activa y por pasiva que nos joden por donde quieren, Bancos y Generalitat, o Gobierno de la nación que es lo mismo, y nosotros, cornudos, callados y apaleados.

No hay comentarios

dejad vuestro comentario:

Con la tecnología de Blogger.